doñana expedition – Doñana 50
Últimos post

doñana expedition Tag

La cartografía de un lugar como Doñana, tan poco habitado, periférico e incluso salvaje, se ha realizado casi siempre de forma más bien intencionada que precisa. Incluso cuando José Antonio Valverde se adentra en la marisma, con el guarda Clarita y unas monturas, para conocer el territorio, parte con afán descubridor. Al acabar en La Puebla el recorrido días después, comenta que sólo tuvo que atravesar tres o cuatro cercas, “señal de que había pocos propietarios” . Este

Hiraldo en uno de los observatorios de la marisma de Doñana. Fernando Hiraldo fue uno de los biólogos pioneros de Doñana. Llegó desde Almería, donde tenía su plaza en el CSIC el ‘padre’ del parque nacional, José Antonio Valverde. Allí se conocieron, y Tono Valverde --gran amigo de su tío, Fernando Cano, gran fotógrafo de naturaleza y abogado- lo fichó porque tenía una utilísima virtud: donde ponía el ojo, ponía la bala. En aquellos años, completar colecciones científicas de animales resultaba una prioridad, y

La vista aérea de Doñana no se consigue hasta 1956, en el 'vuelo de los americanos'. Pero Héctor Garrido, y otras perspectivas, muestran la belleza del parque desde el cielo.

(Pepe Menegildo cargando bártulos en la playa de Doñana. Foto: Banco de Imágenes del CSIC). En el friso de los personajes legendarios de Doñana que algún día se esculpirá en mármol (o mejor, en madera de sabina), sin duda alguna aparecerá Menegildo, el sanluqueño sin miedos ni normas. Una especie de buen salvaje, pero sólo a ratos. Para ir al centro del asombro, reproduzco cómo lo definió otro que tal calzaba, el propio José Antonio Valverde, que con él tenía unas peleas colosales, en las que

Un site de Huelva Información